Hoy os traigo una receta riquísima.

Ya sabéis, y si no os lo cuento, que soy absolutamente fan de las recetas fáciles y rápidas y las recetas de aprovechamiento. Sigo por facebook los perfiles de recetas rápidas porque siempre saco ideas nuevas que luego personalizo y este es el caso que os traigo hoy.

Me encanta la receta porque sustituimos la pasta del canelón por hojas de verdura, con lo que en teoría la hace un poquito más sana y además es apta para celíacos

CANELONES DE COL

La receta original la podéis encontrar aquí pero yo os dejo la mía que personalicé e hice más fácil y rápida (conste que la original tiene pintaza eh?)

1- Cocemos las hojas de col que previamente hemos separado intentando que no se rompa.

2- Una vez cocidas, aplastamos un poco la parte que pega al tallo, que es más gordita y si se rompe un poco pues la quitamos como aparece en el vídeo.

3- En una sartén pochamos  cebolla picada muy pequeña con un poco de mantequilla y cuando esté añadimos la carne picada, sal y pimienta. Yo usé carne picada mezclada (de la que venden en bandeja) vacuno-cerdo pero en menor cantidad que la que sale en el vídeo pues la receta para 2 no requiere tanta. Le añadí tomate cuando estaba casi hecha la carne y lo mezclé todo muy bien.

4- Una vez la carne hecha pasamos a enrollar los canelones. Reconozco que no vi de nuevo el vídeo antes de hacer la receta en casa, con lo cual la técnica que usan se me había olvidado y podían haberme quedado más cool de forma pero bueno, el sabor es lo que importa.

5- Lo pasamos a la bandeja de horno. Yo no puse tomate de base, como os digo personalicé la receta, lo que hice fue echar un buen chorreón de aceite en la base y poner los canelones de col encima. Y se cubre todo de bechamel que siempre hago siguiendo la receta que os dejo aquí eso sí, en menor cantidad.

6- Antes de gratinar le rallé un poco de queso del que tenía en la nevera, porque me encanta encontrarme el tostadito del queso en la bechamel al horno. ¿Qué queso era? Pues no me acuerdo, la cuña de semicurado que tocase comer 😀

7- Y todo al horno a 180-200º unos 40 minutos o más. Y aquí está el resultado (recordad que no seguí la técnica de envuelto que aparece en el vídeo 😀 )

IMG_20170420_151239[1]

Para servir los rectifiqué un poco de sal y añadí un poquito más de pimienta para contrarrestar el no-sabor de la col.

Ah! y una cosita más: se pueden congelar una vez gratinados. Por si os da pereza encender el horno para 4 canelones pero sois no queréis comer lo que comería todo el bloque con tal de hacer algo al horno… Pues una vez hechos y gratinados se congelan y se pueden descongelar al horno de nuevo 🙂

Contadnos vosotros ¿Los habíais probado antes? ¿Los cocináis a menudo? Prometo otra foto mejor cuando los haga de nuevo 😛

 

Anuncios